La soledad del excéntrico

El bonito camino hacia una distopía.

Posted in Ciencia ficción, Internet y humanidad by biocomplex on octubre 26, 2010

El Roto -Incombustible

Serial Experiments Lain -Wikimedia Commons

La involución continua lentamente. El bonito camino hacia una distopía.

Buenos días. Hace año un par de años que escribí las siguientes entradas sobre mi impresión sobre el impacto emocional que tiene esta crisis mundial hacia mi persona. Emocional pues es la primera que vivo consciente y crítico con los movimientos de fichas en el tablero quatridimensional que es la vida misma.  Pero el tiempo ha seguido y ha sido muy gracioso observar como los gigantes bancarios pedían dinero al padre estado para no colapsar el mundo civilizado… Otros han tenido que fusionarse y sobretodo congelar las hipotecas al más peón de los peones: el anónimo normal usuario de este mundo, ella,él o quizás tú. Y aunque no te lo creas además todo está adornado de un teatro sinfónico cyberpunk… ¿Recuerdas la paranoia de la pandemia global? Buen intento de desviar la atención.

Julian Assage -Wikimedia Commons

Y en ese tiempo la deuda de los bancos pasa a los estados, convirtiendo la deuda privada en pública. Y afectando a los presupuesto y los servicios que el estado ofrece a sus ciudadanos. ¿Es esto a grandes rasgos una visión coherente para un neófito como yo?

Video de ATTC-TV

 

Y ahora… Ahora los mismos actores que nos han metido en la crisis (mundial) pretenden que sigamos siendo aconsejado por sus dictámenes. Es decir, ellos jamás tienen la culpa y su sistema es perfecto (siempre que tú pagues los platos rotos). ¿Es entonces este sistema ético? Digo que este sistema se basa de arriba hacia abajo, es decir unos pocos grupos de presión de “arriba” insisten que las cosas son como son y es la zona baja la supeditada a ellos. Cuando una democracia real, tangible siempre nace de abajo hacia arriba. Para ello recomiendo ferviente el blog “No le digas a mi madre que trabajo en bolsa” para que profundicéis en banca ética y otros asuntos económicos y sociales que los grandes medios no me cuentan, escuchad las entrevistas y los podcasts.

Ya nadie se acordará de un tal Enric Durán, y si se acuerdan los grandes medios será para recalcar que al igual que la gente que se manifiesta por sus derechos son ANTISISTEMAS. Es decir, jodidos parásitos que viven de la sociedad. ¡Hostias los banqueros también lo son! ¿No? Un cuarto y mitad de demagogia por favor.

En estas semanas la Francia está ardiendo. Les gustan salir a la calle hacer ruido (Mayo del 68 y demás Revoluciones…). Pero ahora esos jóvenes y no tan jóvenes gritan por mantener el sistema. Sí son pro-sistema del estado del bienestar. Aunque el Estado le diga que por motivos demográficos necesitan urgentemente subir la edad de jubilización de los 60 a los 62 años. Esas malditas pirámides de población desajustadas… Que no digo que no se deba trabajar en bien entrada la ancianidad, cuando uno trabaja en lo que le gusta la edad que tengas es lo de menos siempre que te acompañe la salud. El problema es que también se vive la exclusión de muchas personas mayores porque son “inútiles” para las empresas. Claro claro, la experiencia es demasiado cara y prefieren desprenderse de ella a costa de unos jóvenes más dóciles. Que gasto de material humano tan inútil.

 

Pirámide de población de la Francia. -Wikimedia Commons

¿Y en el teatro internacional? ¿Cómo van las cosas? Pues tenemos el ambiente cyberpunk con Wikileaks y la cabeza “buque” que recibe todos los envites llamado Julian Assange. Pero además la querida China (asquerosa y esclavista) comienza a dar picotazos a su amiguito United States of America por relevarse en el jefe del corral planetario. La compra de deuda de unos países a otros tiene estas tiranteces. Con ello lo de siempre, si no hay guerra abierta la habrá económica y también el corte de suministros de minerales raros y mimar a países pobres de África para su saqueo.

Uno se siente privilegiado cuando es consciente del circo en el que vive. De saber que la actualidad es más que un periódico propagandista o una revista esotérica. Hay multitud de esferas, unidas por poder, dependencia o amistad. Unas esferas pueden controlar más esferas que otras. Pero tú mente aún es libre (por ahora…). La esclavitud mental no está desarrollada. Los borregos no quieren saber que son libres, si piensan lo que quieren… Y aunque la sociedad civil está desapareciendo, el orden espontáneo nace de abajo a arriba por mucho que quieran decirte que la finalidad del orden espontáneo es crear grandes corporaciones que eliminen tus derechos, libertad y pensamiento.

Feliz Distopía, feliz vejez. Y suerte… para no acabar en Soylent Green

Soylent Green -Wikimedia Commons

.


En el discurso mediático, se busca transmitir impotencia (no se puede hacer otra cosa) y la inutilidad de la acción colectiva autónoma”

Jose Ángel G.R.: ¿Qué estrategias se han seguido desde la prensa de masas para representar esta crisis? (Es decir: ¿Cómo han intentado contárnosla y porqué lo han hecho de ese modo? ¿Qué aspectos han ocultado o sobrerrepresentado?) ¿Cómo han ido los medios cambiando ese discurso desde que empieza en Septiembre 2008 hasta hoy día?

R.F.D.: Intento responder a las dos más o menos a la vez. Antes de la crisis propiamente dicha, pero cuando ya se auguraba que este modelo siguiera tal discurrir, el discurso era lo que decía Sarkozy: la culpa era de la sociedad del ’68 porque se cuestionaron las estructuras jerárquicas y autoritarias. Y ante esto había que fomentar estructuras más autoritarias y jerarquizadas. La crisis, también, era el resultado de la regulación creciente, del intervencionismo estatal, de la desmesura del Estado del Bienestar y de una regularización del mercado laboral favorable al sector trabajo y no al factor capital, todavía antes de la crisis se decía esto. Cuando la crisis se produce y se intensifica, de momento hay un cambio de escenario total, con unos primeros momentos de cambio ideológico profundo. Sarkozy habla de refundar el capitalismo, de volver a regularlo, se reúne el G-20, se habla de nuevos controles al mercado financiero, se empieza a cuestionar la concentración de la riqueza, se abre un debate sobre el intervencionismo estatal (aunque finalmente sólo sea para salvar la banca) y se habla de un nuevo keynesianismo, eso sí, de corte neoliberal. Los dogmas del neoliberalismo salvaje se ponen en cuestión durante un tiempo, pero esto sólo pasa durante unos meses y se apuntala una salida sin poner en cuestión la lógica y los intereses dominantes.

Lo que vemos ahora es una nueva arremetida de los medios, en el sentido de que no se quiere cuestionar la concentración de la riqueza, ni el status quo, sino que otra vez el malo es el Estado, que es un Estado del Bienestar todavía desmesurado y hay que recortarlo, el mercado laboral que es demasiado regulatorio y, sobre todo, se intenta dividir a las sociedad multiculturales centrales intentando provocar guerras civiles molares y moleculares. Molar, contra determinadas comunidades étnicas, “los otros”, pero también inculcar que la única salida es individualista y la guerra de todos contra todos (molecular). Con discursos como el del Tea Party, que proclama que “nos devuelvan nuestro país”. Es decir un enfrentamiento entre los sectores más beneficiados (blancos, masculinos, anglosajones), contra otros colectivos más desfavorecidos, como hispanos, negros o musulmanes.

Anuncios

La coliflor infinita , el copo de nieve eterno…

Posted in Arte + Ciencia, Ciencia, Internet y humanidad by biocomplex on octubre 16, 2010

Estoy llorando, supongo que como much@s…. Mis lágrimas caen sobre mi rostro… Recordando que dicha gotas de pena surcarán mi piel… Una piel lisa pero con infinitos valles. Esos valles que gente como este hombre me ha mostrado… Que el arte y la ciencia son la misma cosa, pureza, naturalidad, y simpleza lujuriosa de infinitos ángulos.

Fuente:Wikimedia Commons

Las nubes no son esferas, las montañas no son conos, los litorales no son circulares, y los ladridos no son suaves, lo mismo que los relámpagos no viajan en línea recta.

De Introduction to The Fractal Geometry of Nature

Gracias gracias gracias… He visto un mundo que jamás podrás imaginar..He visto las depresiones de la superficie de una esfera. He recorrido la hoja de un helecho y he escalado una simple coliflor. He vivido en una montaña rusa en las gráficas de la economía. Gracias mis bronquiolos tendrán la esencia que nos demostraste…, el copo de nieve eterno de tu “espíritu”.

😥

Más viajes:

Pathological monsters! cried the terrified mathematician
Every one of them is a splinter in my eye
I hate the Peano Space and the Koch Curve
I fear the Cantor Ternary Set And the Sierpinski Gasket makes me want to cry
And a million miles away a butterfly flapped its wings
On a cold November day a man named Benoit Mandelbrot was born

His disdain for pure mathematics and his unique geometrical insights
Left him well equipped to face those demons down
He saw that infinite complexity could be described by simple rules
He used his giant brain to turn the game around
And he looked below the storm and saw a vision in his head
A bulbous pointy form
He picked his pencil up and he wrote his secret down

Take a point called Z in the complex plane
Let Z1 be Z squared plus C
And Z2 is Z1 squared plus C
And Z3 is Z2 squared plus C and so on
If the series of Z’s should always stay
Close to Z and never trend away
That point is in the Mandelbrot Set

Mandelbrot Set you’re a Rorschach Test on fire
You’re a day-glo pterodactyl
You’re a heart-shaped box of springs and wire
You’re one badass fucking fractal
And you’re just in time to save the day
Sweeping all our fears away
You can change the world in a tiny way

Mandelbrot’s in heaven, at least he will be when he’s dead
Right now he’s still alive and teaching math at Yale
He gave us order out of chaos, he gave us hope where there was none
And his geometry succeeds where others fail
If you ever lose your way, a butterfly will flap its wings
From a million miles away, a little miracle will come to take you home

Just take a point called Z in the complex plane
Let Z1 be Z squared plus C
And Z2 is Z1 squared plus C
And Z3 is Z2 squared plus C and so on
If the series of Z’s should always stay
Close to Z and never trend away
That point is in the Mandelbrot Set
Mandelbrot Set you’re a Rorschach Test on fire
You’re a day-glo pterodactyl
You’re a heart-shaped box of springs and wire
You’re one badass fucking fractal
And you’re just in time to save the day
Sweeping all our fears away
You can change the world in a tiny way
And you’re just in time to save the day
Sweeping all our fears away
You can change the world in a tiny way
Go on change the world in a tiny way
Come on change the world in a tiny way

¿Hacia una Ecumenópolis sostenible? Economía y ecología unidas (2ª parte).

Javier García Bellido (1943-2006) Fuente: Akimira Blog -Fernando Mtz.Hinojal.

¿Hacia una Pantópolis sostenible? Economía y ecología unidas (2ª parte)

Si te perdiste la primera parte: ¿Hacia una Ecumenópolis sostenible? Economía y ecología unidas (1ª parte).

Nos acercamos a las arcologías, ecumenópolis… La gente no es consciente de la pérdida de calidad de vida que aún así arriesgan su bienestar a largo plazo a vivir en grandes ciudades. Porque estos centros industriales son el foco de múltiples casos cancerígenos que han sido cartografiado en este caso en España en sus atlas epidemiológicos correspondientes. ¿Pero de que hablo? Y eso da igual, nadie relacionará las causas de un derrame de residuos mineros con el aumento de toxicidad del agua de los acuíferos, y para cuando sea manifiesto, dicho mal será juzgado por la deidad de turno de la mitología del paciente a salvar.

Se puede ir más lejos, hay generaciones de niños y niñas que crecen en vertederos. Son los carroñeros de la sociedad, los recicladores de la chatarra. ¿Dónde queda el vinculo con la naturaleza prístina? Esto es tema para otra larga charla. Porque nosotros y nosotras estamos creando una nueva “diversidad”.

La ciudad del futuro: ¿hacia una pantópolis universal?. Javier García-Bellido García de Diego.

En esta extensa disertación se valora el futuro sostenible de la humanidad desde su unidad socio-económica que es la ciudad. En una primera parte quiere acercar las leyes de la termodinámica hacia su temática de la urbanización. Es decir las ciudades crecen (aumenta orden) pero cuando mueren y se disipan en menores centros urbanos (orden disminuye) alrededor la entropía aumenta. Como suele pasar siempre que se aplican términos científicos (en este caso físico) pueden perder matices o quedarse en ideas “sensacionalistas” por parte de los divulgadores de otras ramas del saber ajenos a la ciencia. Aún así el artículo esta lleno de una narración elocuente y citas frescas. Todo esto hace unir una y otra vez que la ciudad es un “ente” vivo que se expande, se reproduce, come, bebe y todas las implicaciones ecológicas-económicas que de ello se desprende.

Las ciudades deben dejar de dispersarse como manchas expansivas de tinta en aceite; un vez instalados en el verdadero desarrollo urbano, imitarán la apertura de la flor, con hojas verdes alternando con sus rayos dorados”.

Towns must now cease to spread like expandind ink-stains and grease-spots; once in tru development, they will repeat the star -like opening the flower, with green leaves set in alternation with its golden rays”. (Geddes, 1910-15: 53)


Este urbanista llamado Geddes era además biólogo, cosa nada extraña si uno entiende que el movimiento, la transformación-mutación, la muerte y el nacimiento es algo inherente a las ciudades como ente vivo que es. He visto en la biblioteca un libro suyo que este otoño intentaré leer.

El crecimiento de las ciudades han sido descritas con innumerables palabras: ciudades-red, ciudades lineales, conurbations formadas por las ciudades mundiales, regiones-ciudad, parasitópolis, pathopolis, plug-in-city, megalópolis, campo-urbano, ecumenopolis y anthropopolis, non-place urban-realm, megaciudad, rurbanisation, counter-urbanisation, ciudad transaccional, edge-city, informational city, ciudad difusa, ciudad global, metápolis, ciudades-pléyade, ciudades-galaxia… Además el futuro de las ciudades ha llegado ya, y sólo con ingeniosos imaginativos de grandes cúpulas, rascacielos (muy acostumbrados en la filmografía de la ciencia-ficción) no se soluciona el problema, por que el problema es ecológico y económico.


En esta parte García-Bellido utiliza aspectos ecológicos y económicos que los somos biólog@s estamos acostumbrados. Para ello ejemplariza la capacidad carga, densidad crítica, con sus variables relacionadas con cuanto puede soportar un ecosistema los trajines de los humanos. Cómo cuanto disminuye la huella ecológicos con tecnologías sostenibles y limpias. Pero siempre con el gran interrogante de lo que son las predicaciones.

El interrogante es si con unas necesidades en aumento por parte de una población con tintes exponenciales, habrá espacio físico suficiente para que el planeta no pierda su encanto y se convierta en una megaciudad mundial (Pantópolis). Esto lo pueden ver todos ustedes, si como yo, viajan a menudo del campo a la ciudad y viceversa a través de distintas vías de comunicación.

Lo llamativo de las ciudades y pueblos (europeas) de mi alrededor, es lo fácilmente estadounidense que están convirtiendo. Es decir, los pequeños comercios desaparecen de los centros urbanos tragados por la competencia (desleal) de los megacentros comerciales afincados es la periferia. Para ello se construyen vías rápidas con la que llegar con nuestros automóviles. ¿Se han preguntado que este tipo de diseño de ciudades dispersa fomenta la obesidad?(Ver gráfico, Consumo de gasolina/densidad de población; da una idea de cuanto compacta o difusa es una ciudad).

No sólo eso, sino que la ciudad avanza poco a poco. Lo que primeramente era un caminito de tierra, con el trasiego de habitantes deseosos de comodidades y nuevos servicios ese caminito se ensancha y se asfalta. Lo que era bosque virgen desaparece por el efecto borde de un caminito, lo que era un caminito a través de la huerta tradicional desaparece y ya sólo quedaa asfalto. Negro asfalto, con exudados cancerígenos para los operarios que lo crean.

Islas de asfalto,

ciudades calurosas,

pérdida de estrellas, → (Contaminación lumínica)

mantiene el futuro

en espera.


Cuando se pueda ir de una punta de Eurasia a la otra a través de avenidas de ciudad. El campo, ese cual se sustenta las ciudades habrá sido absorbido por ellas. Serán pequeños enclaves, rodeados… Si la agricultura y ganadería estarán encajadas, ¿cuando tiempo antes los ecosistemas primigenios habrán desaparecido? Tranquilos, vuestra comodidad está garantizada durante las próximas décadas. Pues la Antártida está desierta, los pozos petrolíferos del casquete polar sin abrir están,Rusia y Australia tienen grandes extensiones disponibles para invernaderos y centros industriales construir. Vuestra comodidad está garantizada gracias a vuestra hipocresía. La hipocresía de comprar agua embotellada porque es cool, la hipocresía de tu piscina particular, la hipocresía de nacer con todo y pedirlo con exigencias… No hace falta que te limpies el culo con una piedra, ya hay millones que con la desigualdad asimétrica se permiten ese placer… El placer de aspirar a tu mundo (limpia, fija y da esplendor).

Hacia una Pantópolis supracontinental…

¿Hacia una Ecumenópolis sostenible? Economía y ecología unidas (1ª parte).

Posted in Ciencia ficción, Internet y humanidad by biocomplex on septiembre 1, 2009

He estado leyendo esta revisión sobre como se creó el actual sistema económico y desde un principio se negó que hubiera límites para el crecimiento ad infinitum. En el siglo XVIII parece ser que sí hubo una serie de personas economistas (Quesnay principalmente) bajo la corriente “fisiócratas” afirmaban que se debía tener en cuenta los límites de la naturaleza, en donde las actividades humanas se realizaban. Dicha corriente no fue escuchada y eso llevó al actual sistema imperante que niega bajo el lema de crecimiento bajo cualquier precio que los factores ecológicos y sociales afecten posteriormente a dicho crecimiento. Puedo entender que los límites al desarrollo no fueran tenidos en cuenta al principio de la configuración de este sistema económico, pues a principios  del siglo XIX éramos apenas mil millones de personas en el planeta Tierra. Es decir, no se veían límites para la extracción de materias primas, como cual jovenzuelo que se come un bol para desayunar todo el carbón y la madera que encuentra sobre la superficie terrestre.

– ¡Creced y multiplicaos! Tierra virgen, colonos, hemos de avanzar. – Decía el guía espiritual de turno. Y si no se crecía en las colonias, era las metrópolis las que fagocitaban impertérritas el coltán, el uranio, los diamantes, el petróleo y el gas de los indígenas de ultramar, pues el carbón y la madera empezaban a escasear en el mundo civilizado del humano blanco ejemplar. Al mismo tiempo aumentaba la esperanza de vida no solo de la aristocracia occidental sino también de sus súbditos de los países a maltratar… ¡Benditas vacunas, benditos antibióticos! Nos encontramos a mitad del siglo XX y las últimas colonias empiezan a independizarse en masa. ¡Siguen creciendo, se multiplican, son millones y de culturas milenarias! ¡Los gigantes dormidos empiezan a desperezarse! El mundo multipolar se configura y el siglo XXI su sitio de disputa. Pero muchos de esos futuros estados florecientes no lo son tal, pues su crecimiento se les debe agradecer a las sociedades anónimas transnacionales que no atienden fronteras, que depredan por doquier material humano, naturaleza y hiel.

Este nuevo sistema se encerraba a si mismo en conceptos abstractos -como valor- o ambiguos -como propiedad- negando su conexión con la realidad:

Serían los economistas llamados «neoclásicos» de finales del siglo XIX y principios del XX, los que acabaron vaciando de materialidad la noción de producción y separando ya por  completo el razonamiento económico del mundo físico, completando así la ruptura epistemológica que supuso desplazar la idea de sistema económico, con su carrusel de la producción y el crecimiento, al mero campo del valor, donde seguiría girando libremente, hasta que las recientes preocupaciones ecológicas o ambientales demandaron nuevas conexiones entre lo económico y lo físico.

Así, el predominio del enfoque mecánico y causal redujo el campo de estudio de la economía a aquellos objetos que se consideraban directamente útiles para el hombre en sus actividades e industrias. Entre los «economistas neoclásicos» más representativos, podemos decir, por ejemplo, que Walras no comulgaba con ese mutualismo providencial de los fisiócratas, y hablaba ya, en su famoso tratado (1874), de «malas hierbas» y «alimañas» a eliminar, porque atentaban contra esa utilidad directa. Asimismo, Jevons señalaba taxativamente que los recursos naturales no formaban parte de la ciencia económica, ya que sólo podían ofrecer utilidad potencial. La idea de que tanto la Tierra como el trabajo, eran sustituibles por capital, permitió cerrar el razonamiento económico en el universo del valor haciendo abstracción del mundo físico, al considerar el capital como el factor limitativo último para la producción de riqueza (Naredo, 2004).


Aunque actualmente hay parcelas del conocimiento económico que intentan valorar los bienes de la biosfera. Por ejemplo, el hecho de que existan humedales, bosques, arrecifes coralinos,…; estos mantienen unos servicios a la sociedad como reciclaje de nutrientes, retención de avenidas, recarga de acuíferos. ¿Cuanto vale eso si el ser humano lo destruye? ¿Tiene la tecnología suficiente para crear una “maquina” que haga las funciones de un bosque? Valorando esto y mediante encuestas a los habitantes cercanos o a los asiduos visitantes de parques naturales se puede “promediar” cuanto pagarían estos vecinos por el mantenimientos paisajísticos de su naturaleza cercana.

Y esto lo uno con el tema estancado del asentamientos de bases coloniales más allá de la órbita terrícola. Ahora teniendo el aniversario de la llegada del ser humano a la Luna, se vuelve a replantear si es necesario colonizar y extraer helio-3 de la Luna o por el contrario es más propagandístico alcanzar Marte sin pasar por nuestro satélite natural.

srubble

No niego la amplitud de conocimiento aplicado que se extrae de las misiones espaciales y sus carreras armamentísticas. Pero el peligro para la humanidad es que deje de ver su propio límite en las actividades que realiza a la naturaleza, siendo en este último caso su pertubación del “ecosistema” de otros planetas y satélites. Tantos y tantos años desde la oratoria de los locos argumentos de pro-hippys anticapitalistas hasta la publicidad actual fraudulenta de los productos “bio” y “ecológicos” o el retorcido pensamiento del control de la natalidad, han pasado varias décadas para convencer a la sociedad, ya sea por el bienestar planetario o el puro egoísmo para mantenimientos de los lugares de vacaciones paradisíacos para algunos ante el temible ogro llamado cambio climático. ¡Uhhh que viene el lobo! Y dicho esto, si la humanidad se expande por el sistema Solar ya no vea necesario acumular su basura acá, y sea más higiénico para la conciencia de algunos enviarlo alguna luna alejada de la orbita fría de Neptuno. ¿Os extraña? Más le extrañaría a Kurth Russell en la película Soldier (1998) tal dónde es arrojado como un plástico huérfano al planeta vertedero Arcadia 234. O sin ir más lejos, a principio de este año la basura que invadía las calles de Nápoles fue eliminada por la Mafia y hace un mes aparecía en contenedores en puertos marítimos de Brasil.

  • Trailer 1
  • Trailer 2
  • No es una buena película pero dejo el trailer para que os quedeís con la imagen de una decena de naves-basurero descargando sus desechos. Y pensad: ¿Y si ese vertedero fuese vuestro hogar? Y ahora el video-musical para amenizar. ¿Por qué le hago un homenaje a esta película si recuerdo vagamente que era un bodrio?

SOLDIER “Kurt Russell” – Anthems Of Apocalypse

Se está pasando de un mar de ruralidad o naturaleza poco intervenida con algunos islotes urbanos, hacia un mar metropolitano con enclaves de campo o naturaleza cuyo deterioro se trata, en ocasiones, de proteger de la patología en curso (con la doble incidencia degradante no sólo de los sistemas urbanos, sino también de los sistemas agrario-extractivos) (Naredo, 2004).

Es decir, como comenta el artículo hay una “urbanización difusa”, y este autor lo comparada metafóricamente con un tumor. En que las actividades industriales, agrícolas y de servicios se expanden sin control como células “malignas”. Aunque a mi no me gusta las metáforas, porque ambos fenómenos intuyen la capacidad de la vida:

Un conjunto generalizado de procesos “autocatalíticos” por el cual surgirían sistemas fuera del equilibrio de creciente complejidad y diversidad que proporcionarían fuentes de energía de sutileza y complejidad también en aumento, las cuales a su vez serían detectadas y explotadas por las estructuras de creciente complejidad que sucesivamente irían apareciendo (Kauffman. Investigaciones. 2003. 137pag.).

El lenguaje, o el punto de vista para interpretar una disciplina puede ser utilizado con otra disciplina. En el siguiente enlace pone ejemplos de como mediante las definiciones de la biología hegemónica se analizan los sistemas económicos y sociales. Ustedes habrán visto lo facil que se habla de competencia y nichos en economía (y en biología :-P). ¿Son peligrosas las metáforas y las analogías? Bueno, cuando se utiliza el lenguaje uno debe profundizar en el estudio de la lingüística en la que se basa además de la psicología,  neurobiología, no para entender el fenómeno descrito por el lenguaje sino para entender la imagenería cultural de una sociedad o grupo de individuos. Pero esto son aspectos sociológicos que en el terreno de la ciencia personalmente me gustaría ahondar en estos años. Mientras tanto os paso un tema (en tres enlaces a cada cual más extenso) sobre la bolsa. La bolsa bien podría ser la cúspide de la abstración de los réditos, es decir los que viven de este negocio ganan capital sin tener empleados, sin mano de obra a la que azuzar. Esta virtualización queda más patente cuando estas ganancias se las asignan a la entidad bancaria de turno y mediante los interes… ¡Tu dinero se multiplica! Es normal,  la economía al igual que las leyes aún siendo sistemas culturales humanos, ambas se diversifican, se transforman, mutan y evolucionan. Quién osado hombre prehistórico intuiría que las sumas y restas de la comida y la justicia del bien y el mal de la comunal tribul se bifurcaría en lo que actualmente son, mamotretos de literatura teórica para estudiantes que sustentan nuestra civilización.

Pero del terreno etéreo que son los sistemas financieros, basados muchas veces en comportamientos erráticos e impulsivos de las personas más que en respuestas racionales; se puede pasar a ese lugar de intercambio de paquetes de información entre servidores llamado ciberespacio. Imaginensed potentes ordenadores que pronostican movimientos bursátiles y envian opciones de compra o venta en cuestión de milisegundos. El pequeño inversor no puede ver nada ante una maquinaria que “ve” tendencias del mercado en esos pequeños tiempos, y debe en el mejor de los casos no apostar por las inversiones de este estadio de pre-inteligencia artificial.

(Continua la segunda entrega aquí  ¿Hacia una Ecumenópolis sostenible? Economía y ecología unidas (2ª parte))